22/08/2016

Cuidado del acero vitrificado

En Vitrinor Magefesa contamos con una amplia gama de productos en acero vitrificado que resultan excelentes para tu cocina por su fácil conservación.

Trucos prácticos

En Vitrinor Magefesa contamos con una amplia gama de productos en acero vitrificado que resultan excelentes para tu cocina por su fácil conservación. El acero vitrificado es de fácil limpieza y posee propiedades antiadherentes que lo hacen propicio para una cocina sana, libre de grasas.

Limpieza y conservación del acero vitrificado

El acero vitrificado y su tratamiento en fábrica antes de salir al mercado permite tener en casa una selección de menaje de cocina que permite cocinar una amplia variedad de recetas con gran calidad.

No obstante el uso inadecuado de los productos o una limpieza deficiente de sus piezas pueden terminar dañando la superficie, reduciendo drásticamente su eficacia en la cocina. Para mantener la capa antiadherente en óptimas condiciones durante el máximo de tiempo posible es importante que elimines los residuos de comida así como la grasa acumulada en las piezas con agua caliente después de cada uso.

Sea exhaustivo con la limpieza del menaje de cocina en acero vitrificado, de lo contrario estos se irán acumulando en la superficie que terminarán por ir carbonizando la parte exterior con cada uso haciendo que los alimentos se peguen.  

¿Cómo limpiar el acero vitrificado?

Antes de utilizar la pieza por primera vez lávela con agua tibia, jabón y una esponja o paño suave, enjuagar abundantemente con agua y secar. Al retirar las etiquetas adhesivas no utilice cuchillos ni utensilios punzantes que puedan rayar el esmalte.

Mientras cocina manténgase vigilante para que los alimentos no se quemen o peguen en la superficie. Si no ha podido evitarlo, llene la pieza de acero vitrificado con agua y una cuchara de bicarbonato dejándolo a remojo durante unos minutos. Transcurrido un tiempo verá como los alimentos pegados suben a la superficie. En ese momento enjabone y aclara las piezas normalmente. No rasque las piezas con espátulas, cuchillos u otras piezas punzantes.

Siempre deje enfriar sus ollas y sartenes antes de cada lavado. Sumergirlos en agua caliente cuando están a altas temperaturas puede causar daños irreparables en la base lo que provocará que el calor deje de distribuirse uniformemente y que los alimentos se quemen.

Los productos de acero vitrificado de Vitrinor Magefesa son aptos para usar en el lavavajillas, sin embargo, recomendamos su limpieza a mano con el uso de jabones neutros. Los químicos utilizados en los detergentes para lavavajillas así como las altas temperaturas que se alcanzan durante el lavado debilitan la superficie y acortan la vida de los productos. Además, recomendamos que no utilice lejía ni productos que contengan cloro con sosa como limpiadores de horno ya que dañan tanto la capa antiadherente como el brillo del esmalte.

Cuando termine con el menaje de cocina, almacene cuidadosa y adecuadamente las piezas evitando el contacto directo con objetos de metal o punzantes. Séquelas rigurosamente después de cada lavado y coloque las tapas hacia abajo cuando las guarde para evitar la acumulación de olores.