abril 2015

El presidente regional ha visitado en Guriezo la empresa Vitrinor, que celebra el 20º aniversario de su constitución como sociedad anónima laboral

Ignacio Diego ha señalado que Vitrinor es un "extraordinario buen ejemplo de empresa de economía social"

El presidente regional, Ignacio Diego, ha destacado hoy que Cantabria fue en 2014 la Comunidad "líder" de España en la creación de sociedades cooperativas gracias al "éxito rotundo" de la Ley de Cooperativas diseñada por su Gobierno y aprobada en el Parlamento cántabro en 2013.

Según ha dicho, esa nueva Ley de Cooperativas, de la que tan sólo carecían Cantabria y Canarias del conjunto de comunidades españolas, ha permitido que el pasado fuera un "año record" en nuestra región en cuanto al incremento del número de sociedades anónimas laborales, concretamente un 250% más que en relación a 2013. Esa evolución también tuvo su reflejo positivo en el empleo, ya que en 2014 se produjo también un incremento del 100% en el número de trabajadores de este tipo de sociedades. 

Diego ha explicado que el objetivo de su Gobierno ha sido, por un lado, dotar de una regulación moderna a las cooperativas y, por otro lado, "apostar decididamente" por estas empresas en un momento de crisis económica, concediendo la Administración, en virtud de la nueva normativa, 15.000 euros en el momento de su constitución y otros 5.000 euros por cada socio que se incorpore.

Además, esa apuesta se ha canalizado también por la vía de las políticas activas de empleo, fomentando su aparición a través de las Iniciativas Singulares de Empleo y los Talleres de Empleo organizados por el Ejecutivo.

El presidente cántabro ha realizado estas declaraciones en la empresa Vitrinor, ubicada en Guriezo, que esta mañana ha visitado junto con el consejero de Innovación e Industria, Eduardo Arasti, y el director general de Industria, Fernando Rodríguez, con motivo, precisamente, del 20º aniversario de su constitución como sociedad anónima laboral (1995-2015).

Ignacio Diego ha señalado que Vitrinor es un "extraordinario buen ejemplo de empresa de economía social", una sociedad "pujante" que cuenta en la actualidad con cerca de 300 trabajadores (212 de ellos socios) y que se ha abierto "con éxito" a los mercados internacionales.

En representación de Vitrinor, han estado presentes el presidente, José Luis Alonso; el director, Manuel Ruiz; el responsable de Recursos Humanos, Francisco Arminio, y el gerente de Vistrispan, Ventura Bou, entre otros.

Manuel Ruiz ha destacado la consolidación de la empresa en estos 20 años de trayectoria como cooperativa, tanto desde el punto de vista comercial como industrial y tecnológico. Para el director de Vitrinor, la celebración de este aniversario es un homenaje a todos los socios fundadores y la recompensa al esfuerzo realizado para sacar adelante la antigua Magefesa.

Según ha explicado, Vitrinor cuenta actualmente con una "presencia importante" en el mercado español y también en el extranjero, al que exporta el 50 por ciento de su producción. Y de cara al futuro, ha apuntado que el planteamiento pasa por la captación de nuevos mercados europeos para que incrementar el porcentaje de exportación y continuar con la consolidación de la empresa, que es "la mejor fábrica de acero vitrificado de Europa".

Vitrinor

Vitrinor se constituyó en 1995, fruto de la desintegración de Magefesa y después de que un grupo de trabajadores se hiciera cargo de la empresa, convirtiéndola en una Sociedad Anónima Laboral.

Sus instalaciones ocupan una superficie de 24.000 metros cuadrados y se dedica a la fabricación de artículos de menaje de cocina, en acero esmaltado y aluminio, cubiertos de antiadherente. Dispone de una capacidad productiva de 40.000 piezas diarias, lo que le permite alcanzar una producción anual de 9.000.000 de piezas.

En el año 2005 surge el proyecto  Vitrispan para la fabricación de paneles de acero esmaltado para el recubrimiento de túneles de carretera, estaciones de metro y de tren, fachadas de edificios o centros comerciales.

En los últimos años ha realizado una serie de inversiones que han permitido a la empresa duplicar su capacidad productiva mediante la incorporación de nuevas líneas de producción. Varias de esas inversiones han contado con el respaldo del Gobierno regional, que en esta legislatura ha concedido a esta empresa subvenciones por valor cercano a los 300.000 euros.

El dinamismo de esta sociedad se refleja especialmente en la evolución del empleo. En 2004, el empleo era de unos 150 trabajadores, mientras que hoy en día, en época de máxima producción, supera ya los 300 trabajadores, con una importante experiencia en el sector del menaje, derivada de su anterior vinculación al grupo Magefesa durante más de 25 años.

http://www.cantabria.es/web/comunicados/detalle/-/journal_content/56_INSTANCE_DETALLE/16413/3280432

Galería

» Volver a Noticias